Azúcar Moreno

Las hermanas Salazar fueron auténticos iconos q finales de los 80 y los 90 y sus ritmos latinos pusieron en pie a miles de españoles en esa década. Sus letras pasionales como ‘Ven, devórame otra vez’, ‘Solo se vive una vez’, ’Ese hombre’ o ‘Bandido’ se convirtieron en imprescindibles para las noches del fin de semana en las salas de bailes y discotecas de todo el país. De hecho, ‘Bandido’ fue la canción elegida para representarnos en Eurovisión en 1995 y el dúo consiguió un nada despreciable quinto puesto en el Festival con percance técnico incluido porque salieron al escenario cuando la música aún no se había sincronizado. Al final, después de montarle un pollo considerable a la organización,  pudieron repetir la actuación.

Anécdotas a parte, esta canción les catapultó a la fama y ya fue un no parar, tanto que consiguieron vender 10 millones de discos y cruzar la frontera: Estados Unidos, Japón, Colombia, México o Argentica se dejaron seducir por las hermanísimas y sus looks imposibles solo aptos para los cuerpos más esbeltos. Todo era felicidad hasta que en 2007 se separaron temporalmente y mientras que Encarna afrontaba una grave enfermedad, Toñi emprendía su carrera en solitario y la relación entre ambas se vio afectada. Sin embargo, en 2013 volvieron a unirse en un programa de televisión y ya entonces anunciaron su reconciliación definitiva y su vuelta a los escenarios con una gira internacional y nacional, esa que le trae directamente hasta Cáceres y a Horteralia.